Criadero embarca 62 bovinos a Magallanes tras 21 años sin envíos

ganadoenpie

Criadero embarca 62 bovinos a Magallanes tras 21 años sin envíos

Paola Rojas. El Austral de Osorno
  • Se trata del fundo California, en Pichil, propiedad de Ricardo Hevia, quien hizo las gestiones durante dos años para vender 60 vacas preñadas y dos toros reproductores de la raza angus. La zona de destino tiene altas exigencias fitosanitarias, complejas de cumplir, por lo cual la venta constituye un hito para la ganadería osornina.

El primer envío de animales de la raza angus a Magallanes, luego de 21 años en que esa zona extrema del país no recibiera ganado de este tipo desde otras regiones del país, se realizó durante la tarde de ayer desde el Criadero California, ubicado en Pichil, a la Ganadera San Patricio de la región austral.

Para concretar la transacción de estos vacunos, el criadero osornino debió cumplir a cabalidad con las altas exigencias que impone la zona de Magallanes para recibir ganado, como la cuarentena a la que se debe someter el predio desde donde saldrán los animales, todo ello para mantener su calidad de región libre de enfermedades como la fiebre Q o la brucelosis.

Entre el ganado transportado en tres contenedores hay 60 hembras preñadas y dos machos reproductores, todos de la raza angus rojo y negro, los cuales se embarcaron vía marítima hacia el sur.

Exigencias y envío

Ricardo Hevia, propietario del Criadero California, que se ubica a 12 kilómetros de Osorno en el sector de la Variante Pichil, explicó que dentro de su larga trayectoria en el rubro hace muchos años atrás envió animales hacia el sur, específicamente hacia Puerto Natales, Río Verde, Punta Arenas, Tierra del Fuego y Cerro Castillo, pero en ese tiempo las exigencias no eran tan estrictas como en la actualidad.

Recordó que hace más de veinte años que se dejó de hacer este tipo de embarques y el último que se hizo fue realizado entre tres productores locales.

Todo iba bien hasta que una de las vacas presentó una enfermedad y tuvo una cría que tenía la misma patología, por lo que cuarentenaron el predio desde donde había salido y así se cerró la llegada de animales a Magallanes.

“En Magallanes son más exigentes que en Europa o cualquiera de los otros países a los que estamos exportando. Magallanes se cerró totalmente”, manifestó el criancero.

Es por ello que el año pasado Hevia se decidió a llegar con sus animales y su genética de primer nivel nuevamente al extremos sur del país, por lo que comenzó a realizar las gestiones junto los criadores Patricio y Bryan Corcoran, de la Ganadera San Patricio de Magallanes.

Pese a que sabían que debían realizar una cuarentena con los animales para lograr que llegaran a destino, comenzaron a hacer los trámites ante el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG).

“Ellos son muy exigentes y son libres de enfermedades también, porque los campos son muy grandes, no hay tanto contacto entre los animales, en cambio aquí se enferma uno y se contagian todos, porque hay 200 o 300 animales en un potrero que puede tener dos o tres hectáreas. Allá en cambio podría haber un animal enfermo, pero el resto de animales está a 10 kilómetros”, expresó Hevia.

Así, el año pasado comenzaron con la cuarentena en el predio del Criadero California, con todas las pruebas y exámenes que deben sortear los animales para llegar a Magallanes.

Con el pasar de los meses incluso las vacas resultaron preñadas, por lo que no se podían embarcar, ya que se acercaba el invierno y el rigor del clima del extremo sur hacía más compleja la llegada, hasta que finalmente se dio el pase para realizar el embarque en Puerto Montt y realizar el traslado vía marítima.

“Íbamos a embarcarnos anoche (martes), pero se atrasó el barco y aquí estamos. Van 60 vaquillas, todas preñadas, y dos toros, uno negro y otro rojo”, indicó el criador.

Ricardo Hevia es uno de los promotores de la raza angus más reconocidos en el país, con una trayectoria de más de 30 años, y realiza envíos a todas las regiones, principalmente a Vallenar, a las costas cercanas a la Región Metropolitana y desde Valparaíso hasta la Región del Bío Bío, además de Aysén.

“Haber logrado que los magallánicos me hayan preferido y que mis animales hayan salido completamente sanos para trasladarlos, es un tremendo orgullo. Es por un lado la tarea cumplida y por otro parece que hemos hecho las cosas bastante bien para concretarlo”, manifestó el agricultor osornino.

Agregó que el ganado que envía en esta oportunidad es la base del pedigree que se usará en la zona de Magallanes para reproducirlo y multiplicarlo, ya que los planteles de esa zona actualmente no cuentan con bovinos para este propósito.

Cuarentena

Hugo Cid es el médico veterinario a cargo del proceso de cuarentena del plantel de bovinos y precisó que en este caso la zona de Magallanes exige muchos exámenes de laboratorios que estén acreditados y con tiempos acotados que ellos mismos determinan.

Dentro de todos los exámenes está el que prueba la presencia o no de fiebre Q, que es una enfermedad que en el país no está diagnosticada y tampoco hay laboratorios que la hagan en la zona, salvo en un laboratorio del SAG en la Región Metropolitana, por lo que ante la Organización Mundial de Sanidad Animal Chile está libre de esta enfermedad.

Según explicó el profesional, esa fue la primera dificultad, ya que debieron enviar las muestras que finalmente dieron positiva en algunos animales, por lo que debían olvidarse del envío.

Luego, este año nuevamente hicieron las pruebas, las que arrojaron un resultado favorable para el traslado de los animales.

“Cumplimos con eso, después de 35 a 40 días nos levantaron la cuarentena y ahora estamos aquí, a punto de embarcar. Don Ricardo tiene una genética extraordinaria, que puede competir a nivel Sudamericano, seguramente van a formar un criadero para ir reproduciendo y usando la base genética osornina”, manifestó el médico veterinario.

Patologías y traslado

De acuerdo al director regional del SAG, Andrés Duval, organismo que otorga los permisos para realizar este tipo de traslados e ingresos, se trata de un envío que está dentro de las particularidades que deben certificar y específicamente en la Región de Magallanes deben velar porque se cumplan todas las exigencias.

Detalló que entre los requerimientos de la zona austral, los criadores deben someter a sus bovinos al sistema de cuarentena, previo al embarque, para certificar que estén libres de cinco enfermedades que son la brucelosis, tuberculosis, leucosis, paratubercilosis y la fiebre Q.

“En esta oportunidad se sometieron a cuarentena alrededor de 62 animales, que van a destino a Magallanes y esa es la función que cumple nuestro servicio, como lo hace al resto del mundo”, expresó Duval.

La autoridad aseguró que este ganado está completamente libre de enfermedades para ingresar a la Región de Magallanes y agregó además que se trata de una zona de muy difícil acceso, con problemas de conectividad, por lo que la única forma de llegar es por la vía marítima y también se está trabajando desde hace un tiempo la posibilidad de transitar por territorio argentino.

DATOS

Características del angus Posee una cabeza grande, baja estatura y proporciones amplias, tronco recto, cuello corto, piernas cortas y es muy musculoso.

Ventajas Esta raza es resistente a las enfermedades y comen moderadamente. Tienen además una buena capacidad reproductiva.

“En Magallanes son más exigentes que en Europa o cualquiera de los otros países a los que estamos exportando”.

Ricardo Hevia, Criador de raza angus”

“Don Ricardo tiene una genética extraordinaria, que puede competir a nivel Sudamericano”.

Hugo Cid, Médico veterinario”

“Invertirán en genética de calidad”

 Christian Arntz, Presidente de Sago y productor

El actual presidente de la Sociedad Agrícola y Ganadera de Osorno (Sago), Christian Arntz, quien además es productor cárnico y anteriormente líder de ese gremio, se refirió al reciente envío a Magallanes.

-¿Qué representa para los productores osorninos este envío de animales a Magallanes?

-Para nosotros es una muestra de lo siguiente: por un lado tenemos un sector muy alicaído, pero que al mismo tiempo se encuentra frente a enormes perspectivas, porque la producción en base a pastoreo no solo es garantía de una carne más sana, sino también de bienestar animal, algo cada vez más demandado en todos los países.

-Es positivo por lo tanto…

-Es una buena noticia que una zona con potencial ganadero como es Magallanes comience a invertir en genética de calidad.

-¿Qué es lo que falta entonces? -Entre otras cosas, subsanar nuestra gran debilidad institucional, que impide aprovechar las cuotas de mercado que se nos han abierto por medio de los tratados internacionales, pero también internamente.

-Entonces, ¿las instituciones generan más trabas que facilidades?

-Nuestra institucionalidad muchas veces constituye una traba para el desarrollo ganadero. La trazabilidad y tipificación son ejemplos de ello, lo cual estamos abordando como Sago en conjunto con las autoridades.

Christian Arntz,